logo
Viajar con Occius Traveler Experts significa entrar en un mundo donde no hay nadie más importante que nuestros viajeros. Disponemos de los mejores destinos y experiencias para ti en los lugares más increíbles del mundo.
+34 983 214 193
occius@occius.com
CONTACTO:
(+34) 983 214 193
Subir

Santo Tomé y Príncipe: El paraíso africano del cacao, las selvas y playas de postal

santo tome

Cuando le comentas a alguien que vas a viajar a Santo Tomé y Príncipe (uno de los destinos menos visitados del planeta en la actualidad) rápidamente les vienen a la cabeza esas islas del Caribe tan frecuentadas por los cruceros; pero nada más lejos de la realidad.

Santo Tomé y Príncipe son una antigua colonia portuguesa cercana al golfo de Guinea en donde confluyen en una línea imaginaria el paralelo Greenwich y el Ecuador y que esconde más de un secreto.

Playa de postal en Isla de Rolas
Una playa desértica de la Isla de Rolas

Santo Tomé y Príncipe, dos islas de pequeño tamaño la calma es religión; y deja de lado la prisa para hacer tuya su expresión más representativa: ‘leve-leve’, algo así como “poquito a poquito”. Y de ese relajado modo es como os presentamos uno de los destinos que más nos han enganchado y que queremos acercar a los #ViajerosOccius para este 2020.

Santo Tomé (Sao Tomé)

En cuanto aterrizas, sabes que estás en África. Constantemente ves personas a ambos lados de la carretera caminando sin rumbo con un “ordenado caos”; las sonrisas de los niños y los gestos amables de su gente nos acompañan allá por donde vamos pasando. Su animado mercado municipal es una locura de gritos, olores y multitudes; el entorno de casas con fachadas de marcado carácter portugués te hace sentir que aquí has estado antes; la catedral de nuestra señora de Gracia (o como se dice en Portugal: La Sé) y la Fortaleza de San Sebastián son enclaves de obligada visita.

Las plantaciones de cacao y café: Roças.

Pero si por algo destaca este destino es por las antiguas plantaciones de cacao y café que los portugueses bautizaron como Roças. Son un ejemplo único de estructura social del colonialismo luso que aún conservan su distribución original y nos hacen imaginar perfectamente cómo era la vida en esos cinco siglos de colonialismo.

En la Roça estaban además de las viviendas de sus habitantes, la iglesia, el almacén de recursos, la escuela para los niños, el hospital y las siempre omnipresentes vías del tren, que aun están allí, y que enviaban los productos extraídos de cada plantación hacia el puerto que las llevaría a Europa. Sin duda visitar una Roça como Monte Café es indispensable para entender esta parte de la historia pero serán muchas las que podréis encontrar y cada una respetando el espíritu de la época.

El interior de la isla es exuberante, mientras dejamos atrás el majestuoso pico Cão Grande, nos adentramos con nuestro 4×4 en lo mas profundo de esta reserva de la biosfera para poner pies en el Parque Natural Ôbo. Vale la pena pasear por su jardín botánico con todas las variedades endémicas de la islas e irnos familiarizando con la flora del lugar.

Después, una parada para comer en la Roça de Sao Joao de Angolares. Dónde el célebre chef Joao Carlos Da Silva está al frente y da a conocer a todos los visitantes de la isla su perfecta fusión entre la cocina de mercado, con todo el poder del sabor de los alimentos de Santo Tomé, y técnicas de vanguardia que nada tienen que envidiar a los mejores restaurantes de Europa. En sus platos tienen cabida las verduras, las carnes, el pescado, la papaya, mango, cacao… todo vale en ese juego de aromas y sabores locales que te irá desgranando plato a plato.

La roca basáltica y volcánica tiene una destacada importancia en la isla. Como fiel testimonio están las rocas hexagonales de su Boca del Infierno, donde es obligada la parada (y bajada para los más atrevidos). Así poder sentir el golpe de las olas contra la piedra en una extraña conexión con la Boca do Inferno de Cascáis. Maravillas de la naturaleza al alcance de la mano.

Para los amantes del Cacao.

Los amantes del cacao están de suerte también, ya que en Santo Tome el maestro del cacao Claudio Corallo tiene su fábrica. Mejor dicho, laboratorio de sabores y es imprescindible una visita para probar todas las variedades del cacao más puro del mundo, mientras disfrutas de una clase magistral donde pondrá a prueba tus cinco sentidos. ¿Quién se puede negar? . Una vez que pases por allí no dudarás de que en estas pequeñas islas está el cacao número uno del mundo

Rolas

Viajando al sur de Santo Tomé se puede ir en menos de veinte minutos y en una pequeña embarcación a un islote inhóspito en el que poder relajarte en esas playas de postal que hemos estado buscando: Isla de Rolas. Aquí el paisaje tiene tres claros elementos: La vegetación, la roca volcánica y la arena de sus playas desiertas con altos cocoteros…

En unos pocos kilómetros de diámetro podemos tener el relax y sosiego buscado: salir a pasear desde el Pestana Equador para ver un amanecer en Praia Café. Dónde darte un baño solitario y después coger tus botas de trekking y dar la vuelta a la isla en busca de sus géiseres naturales y paisajes de roca volcánica. Atento que en tu camino encontrarás cerdos, gallinas y todos los animales que tienen los habitantes de la aldea para su consumo.

Te encontrarás con los autóctonos de la isla cortando madera, bajando cocos… allí todo es real y no preparado para el turista. Una buena idea es terminar el día viendo como atardece. Desde lo alto en el monumento que recuerda al viajero que aquí está esa línea imaginaria por la que pasa el Ecuador, la foto y la anécdota serán para el recuerdo.

En Rolas se preocupan mucho por la fauna del lugar y las tortugas tienen un espacio reservado. Su cuidado es fundamental para ellos y en el resto de la isla se toman muy en serio este asunto. Si tienes la suerte de viajar en época de desove tendrás un espectáculo único ante tus ojos. Esas tortugas que sobreviven serán las que regresen años después para continuar el ciclo

Príncipe

Aquí el primer shock es llegar en una avioneta de pequeña capacidad que, lógicamente, no vuela todos los días. La inmersión en el África virgen comienza cuando tus maletas llegan en un carro y todos se agrupan alrededor para coger su equipaje. Príncipe es la joya de la corona, apenas 7000 habitantes y solamente una carretera que te lleva directamente a vivir la experiencia de alojarte en una antigua Roça que ahora es el Hotel Roça Sundy. Un lugar lleno de historia donde Eddington hace un siglo demostró la teoría de la relatividad. Mientras estás en Principe, los planes surgen solos… si eres aficionado al trekking es imprescindible que visites su reserva mundial de la biosfera nombrada por la UNESCO.

En una caminata de unas 3 horas para bañarte en la cascada O Que Pipi, un paseo para ver la impresionante puesta de sol en el mirador O que Daniel o si eres un romántico amante de las tardes apacibles pasear por el pueblo pesquero de Praia Abade. Culminando con la visita a la plantación de cacao de Claudio Coralllo. La parada en Nova Estrella para disfrutar de las vistas es algo que no puedes dejar de lado, todo refrescado por una Rosema fría (la cerveza nacional que se bebe aquí).

Playas paradisíacas.

Otro de los fuertes de Príncipe son sus playas, y desde Occius no podemos dejar de aconsejarte que un día alquiles una barca que te lleve a bañarte en los mejores lugares de la isla…  imposible escoger una. La playa del Macaco o playa Banana son lugares ideales y deshabitados para darse un baño y hacer snorkel. Desde Occius recomendamos cualquiera de sus magníficos hoteles como Bom Bom Principe Island o el lujosísimo Sundy Praia. Dónde la experiencia del lujo es realmente palpable desde que entras por la puerta: en sus increíbles villas no falta un detalle.

Si eres amante de los animales además de tortugas no pararás de ver pájaros como el martín pescador de Príncipe o el pico gordo (uno de los canarios mas grandes del mundo) . Y darte un paseo de noche tras la lluvia es sinónimo de cruzarte con cangrejos y algún que otro murciélago que se alimentará de fruta de los árboles. Si la época del año acompaña se pueden ver también ballenas y delfines en Príncipe

¿Por qué recomendamos este destino?

Por tanto viajar a Santo Tomé y Príncipe se vuelve un “MUST” en nuestras recomendaciones para el año que viene. Déjate guiar por Occius en esta aventura donde los paseos entre la vegetación te llevarán a lugares increíbles.

Los viajes en coche de punto a punto irán acompañados de las melodías de las canciones de Camilo Domingos (cantante santotomense y disco de Oro del país) y de las gentes que te encuentras por el camino. Los niños con uniforme que van a  la escuela,  las chicas cargadas a cuestas con sus bebes que van al mercado con flores… cada habitante de la isla tiene una historia que contar sin palabras.

Son las islas del continuo contraste de colores, el verde, el agua, las piedras volcánicas y el cielo…  La mañana dedicada a darte un baño en sus increíbles playas. Visitando por la tarde una Roça convertida en centro de reciclaje artesanal con artistas locales… cada día la aventura te lleva a un lugar diferente.

Tráete en tu maleta productos de cosmética de Paciencia, el cacao de Diogo Vaz, el menos conocido pero igual de delicioso café de Claudio Corallo.

Tú solamente tienes que preguntarnos aquí y daremos forma al viaje que mejor encaje para ti para que disfrutes del destino. Puedes ver un ejemplo de este viaje en nuestro apartado Santo Tomé y Príncipe o pinchando aquí.

Jorge Calvo

Jorge es uno de los especialistas en larga distancia a medida de Occius.

Es devoto de la cultura asiática y en especial de Japón, destino al que volvería una y cien veces; pero también trabaja otros destinos y continentes a medida. Cada día encuentra en los viajes que nos pedís un reto nuevo para dar a cada viajero Occius el viaje que siempre ha soñado.

Además de su predilección por las culturas orientales, también conoce bien por África y sus safaris y es un enamorado de los destinos exóticos.

Europa es su otra pasión: planificar autorutas o viajes en tren por el viejo continente le vuelve loco. Siempre podéis escribirle un mail o llamarle por teléfono para dar forma a vuestras ideas. Le encanta conocer al cliente y sus necesidades para adaptarse a sus peticiones y juntos conseguir las vacaciones perfectas.

Deja un comentario: